El termino almazara puede ser algo desconocido por muchos, pero es imprescindible para los amantes del aceite de oliva. En este artículo os hablamos sobre qué es una almazara de oliva, cómo funciona y cómo han ido evolucionando.

Una vez finalizan los meses de verano y llega el otoño, comienza el periodo de recolecta de aceitunas. Es entonces cuando la almazara de aceite de oliva se convierte en el hogar de las aceitunas, para hacer llegar a los consumidores un aceite de oliva virgen extra de gran calidad.

Las almazaras de aceite de oliva han cambiado a lo largo de la historia, evolucionando de los trabajos manuales a novedosos sistemas automatizados. Antiguamente, una almazara era lo más parecido a un gran mortero de piedra y tan solo producía pequeñas cantidades de aceite. Mientras que en la actualidad, es un amplio espacio que consta de varias zonas de trabajo.

Para descubrir en primera persona que es una almazara de aceite de oliva y como funciona, no os perdáis nuestra visita a una almazara de aceite de oliva en Zaragoza. Un fantástico recorrido por el proceso de la limpieza de la aceituna, la clasificación y la elaboración del aceite de oliva.

Qué es una almazara de aceite de oliva

El concepto de almazara proviene del árabe y es el término con el que se hace referencia al lugar donde se exprime, en este caso el lugar en el que se elabora el aceite de oliva. Cada almazara establece sus pautas y sus tiempos, para asegurarse de que el aceite de oliva no pierde sus características organolépticas.

En el caso de la almazara de Aceites Lis, vemos que la almazara que se dedica exclusivamente a la producción de aceite de oliva virgen extra utiliza aceitunas de recolección súper temprana y temprana. Esta práctica consigue que se obtenga distintos aceites y que se destinen a la producción de aceites Gourmet o Premium.

almazara aceite oliva que es

Es muy importante que los materiales de los depósitos que se utilizan en una almazara de aceite de oliva, sean de acero inoxidable para evitar la oxidación del producto. También es necesario llevar a cabo una limpieza exhaustiva de las instalaciones, ya que mantener un nivel óptimo de higiene en la almazara es una de las principales claves para obtener un producto final de gran calidad.

También es necesario augurarse que la almazara de aceite de oliva permite almacenar el producto en las mejores condiciones de temperatura y luz. De esta forma, se garantiza que las cualidades del aceite de oliva permanecen intactas hasta su envasado y consumo final.

Cómo funciona una almazara de aceite de oliva

Conocer cómo funciona una almazara de aceite de oliva es esencial para comprender cómo se produce esta delicatesen de nuestra gastronomía. Una almazara de aceite de oliva se divide en 3 fases distintas, las cuales se llevan a cabo en 3 espacios o zonas de trabajo diferentes.

La primera fase se le conoce como la Recepción y se lleva a cabo en el patio de limpieza de la almazara de aceite de oliva. Este es el lugar en el que tras realizar una exhaustiva selección de la materia prima, se realiza el proceso de limpieza y pesado.

Una vez se han retirado los residuos y aquellas aceitunas que están en malas condiciones, se realiza el almacenamiento de las aceitunas. Estas aceitunas se depositan en tolvas, donde se lleva a cabo el proceso de molturación con un molino de martillos.

como funciona almazara aceite oliva

En la nave de elaboración se realiza la segunda fase de una almazara de aceite de oliva: la extracción. A diferencia del patio de limpieza, esta parte de la almazara es un espacio cerrado. La aceituna ya molturada pasa a una gran trituradora, donde se muelen las aceitunas durante un plazo máximo de 2 días aproximadamente.

La masa que se obtiene en esta fase pasará posteriormente al decantador, donde se presiona mecánicamente esta masa para extraer el zumo. Aquí se obtiene la primera versión del aceite de oliva y se vuelve a almacenar en depósitos decantadores, los cuales permiten eliminar los residuos sólidos.

Es entonces cuando comienza la tercera y última fase: el almacenamiento. En esta fase el zumo se limpia gracias a las distintas densidades, quedando el aceite arriba, el agua en el centro y los residuos abajo. Una vez el aceite es almacenado en la bodega, se deja reposar hasta que se tenga que realizar el envasado. Para que la calidad del aceite sea óptima, se filtra una última vez eliminando las impurezas antes de ser puesto a la venta.

Generalmente las almazaras de aceite de oliva cuentan con pequeñas plantas de envasado, e incluso tiendas para atender al público durante las catas y realizar ventas directas del aceite de oliva que producen.

Ahora que ya conocéis qué es una almazara de aceite de oliva y cómo funciona, esperamos que os animéis a visitar una y así descubráis el proceso de una almazara para obtener un aceite de oliva virgen extra de calidad. ¡Una visita de oleoturismo inolvidable!